China frena la devaluación de su moneda y hay alivio en el mercado

La liquidación de los mercados globales se moderó el martes, después de que China tomó medidas de contención ante la caída del yuan bajo el umbral de 7 unidades por dólar que llevó a Washington a designar a Pekín como manipulador de divisas.

La guerra comercial entre las dos mayores economías del mundo sigue su curso, pero la tensión pareció reducirse cuando el Banco Popular de China (central) fijó un punto medio más firme en el rango de cotización del yuan, lo que ayudaba a calmar los nervios de los inversores.

Los activos de refugio, como los bonos, el yen y el franco suizo, se estabilizaron porque los mercados se movían tentativamente hacia el euro, la libra y algunas divisas de mercados emergentes que fueron duramente golpeadas en los últimos días. La atmósfera, de todas maneras, lucía frágil.

«Yo creo que el punto de inflexión para una racha negativa más prolongada (para los activos de riesgo) está muy cerca», dijo Hans Peterson, estratega de colocación de activos de SEB Investment Management, en referencia a la guerra arancelaria y a otras amenazas, como el Brexit.

El secretario del Tesoro de Estados Unidos, Steven Mnuchin, dijo el lunes que el Gobierno resolvió que China está manipulando su moneda, por lo que trabajará con el Fondo Monetario Internacional (FMI) para eliminar la competencia desleal de Pekín.

«Designar a China oficialmente como un manipulador cambiario da a Estados Unidos una razón legítima para tomar incluso más acciones», dijo Norihiro Fujito, estratega de inversiones de Mitsubishi UFJ Morgan Stanley Securities.

«Ahora los mercados están evaluando la posibilidad de que Estados Unidos imponga un arancel adicional no sólo de 10% a las importaciones chinas, sino que esa cifra suba a 25%», comentó.

En el mercado bursátil, el índice MSCI del Asia Pacífico – que no incluye las acciones de Japón- cayó un 0,75% luego de haber cedido previamente hasta su menor nivel desde enero. Ha perdido un 3,7% en lo que va de la semana.

El índice compuesto de Shanghái también sufrió fuertes caídas, mientras que el referencial Nikkei de la bolsa de Tokio descendió un 0,7%.

El yuan frenó su caída luego de que las autoridades tomaron acciones para contener a la moneda. En el mercado internacional, la divisa china cotizaba estable en cerca de 7,0710 unidades por dólar, tras haber tocado previamente un mínimo de 7,1382 unidades por el anuncio de Mnuchin.

En tanto, el yen, conocido por ser un activo de refugio en momentos de turbulencias y tensiones políticas, alcanzó un máximo de siete meses de 105,520 unidades por dólar antes de recortar alzas para negociarse en 106,700 yenes por dólar, aunque la jornada seguía siendo volátil.

Lee también

Italia: renunció el primer ministro, Giuseppe Conte

El primer ministro italiano, Giuseppe Conte, afirmó que presentará su dimisión hoy ante el presidente …

Watch Dragon ball super