AMERICA'S GOT TALENT -- "Auditions 1" Episode 1301 -- Pictured: Simon Cowell -- (Photo by: Trae Patton/NBC)

Simon Cowell eliminó cuatro alimentos de su dieta para perder peso

El juez de Got Talent en las versiones de Estados Unidos y Reino Unido, Simon Cowell, es conocido por su afilada lengua y sus ácidos comentarios. Su nivel de exigencia no lo reserva solamente para los concursantes, sino también para él mismo. Después de algunos meses de excesos, el famoso consideró que tenía que bajar de peso antes de volver a la pantalla chica.

Para saber cómo logró perder peso, hay que remontarse a octubre 2017, cuando Cowell fue internado después de desmayarse debido a una presión arterial anormalmente baja. Tras darle el alta, el famoso consultó con un nutricionista, quien le recomendó que tenía que eliminar de su dieta algunos grupos de alimentos además, tener cuidado con el gluten.

Así fue como Cowell dejó de lado el consumo de carne roja, lácteos, azúcar y trigo. También decidió reducir la ingesta de alcohol. Como resultado mejoró sus análisis pero además adelgazó.

Con el inicio del programa decidió retomar esa dieta y adelgazó 10 kilos. Un cambio físico que llamó la atención hasta de sus compañeros en el concurso. Fue entonces cuando reveló las claves de su plan alimentario.

Leé también
Cómo podés identificar si una dieta no es fiable
ConBienestar consultó con el nutricionista y antropometrista Facundo Crescenzo (M.N. 6769) sobre si es recomendable eliminar de la dieta esos cuatro alimentos para adelgazar.

“La carne roja tiene más cantidad de grasa en porcentaje que la blanca. El pollo y la pechuga presentan un 1 por ciento y los pescados de mar como la merluza, el atún, el abadejo o el lenguado también, no así el salmón”, precisó el nutricionista. Esto implica que cuando comés 100 gramos, entre 12 y 13 son grasa.

En una porción de carne roja tamaño palma de la mano se ingieren 120 calorías de grasa que en los treinta días del mes suponen una diferencia significativa. “Es un kilo que no bajaste por el solo hecho de no elegir carne blanca por sobre la roja”, aseveró Crescenzo.

Los lácteos se pueden diferenciar en dos grandes grupos: los líquidos y los sólidos. En el primer caso, como la leche o los yogures, suelen usarse para acompañar comidas o bebidas. «Esto hace que se sumen calorías innecesarias a la dieta, salvo que se consuman aquellos productos con 0 por ciento de grasa», indicó.

“Por su parte, los quesos son muy altos en grasa incluso si comprás el Port Salut light, que tiene un 12 por ciento. El resto pueden llegar hasta el 40”, advirtió el nutricionista. No obstante, hay que aclarar que es necesario el consumo de lácteos para mantener un nivel de calcio saludable en el organismo, por lo que si se extraen la dieta se debe compensar.Para adelgazar, ¿hay que comer muchas proteínas?
“En cuanto al azúcar, hay formas menos calóricas de endulzar, como stevia o edulcorante. aunque son menos saludables”, consideró Crescenzo.

Finalmente, el trigo es uno de los componentes de varias comidas, por ejemplo, las pastas. El problema a la hora de bajar de peso con este alimento es que no se consume la cantidad indicada para que no engorde porque es más complicado medir la porción.

Con respecto al pan, si se usa de acompañamiento se suman calorías a un plato sin que sea necesario. “En caso de consumirlo en el desayuno o la merienda, se puede reemplazar por galleta de arroz, porque agregás alimentos inflados que generan más saciedad con menos calorías gracias al aire incorporado y es más seca y grande, por lo que implica más masticación”, recomendó el especialista en nutrición.

En cualquier caso, si querés bajar de peso lo principal es consultar con un experto en nutrición que va a diagramar un régimen acorde a tus necesidades y características determinadas. No hay una dieta universal que funcione y se debe analizar cada caso en particular por alguien capacitado para ello.

Lee también

Sarampión: recomiendan vacunar a los niños

En virtud de los brotes de sarampión presentes en la región -y respecto a la …

Watch Dragon ball super