China advirtió que «luchará hasta el final» la guerra comercial con Estados Unidos

El gobierno chino alertó que Washington no debe subestimar su capacidad y voluntad para defenderse y recalcó que, aunque no desea una guerra comercial, «no está asustado» y «luchará hasta el final» si no se alcanza un acuerdo que beneficie a los dos países en medio de una guerra comercial que parece no tener fin.

El vocero del Ministerio de Relaciones Exteriores de China, Geng Shuang, justificó de esta manera la imposición de aranceles a bienes importados de Estados Unidos por valor de 60.000 millones de dólares. La medida es una respuesta a la última acción proteccionista adoptada por el Ejecutivo de Donald Trump.

«Al contrario que Estados Unidos, nosotros mantenemos la compostura. Queremos seguir trabajando y encontrarnos a mitad de camino para firmar un acuerdo mutuamente beneficioso. Nuestra actitud es constructiva, pero alguien ha subestimado nuestra capacidad de defendernos e intenta confundir a la opinión pública», dijo Geng en aparente referencia a las últimas declaraciones de Trump.

Geng criticó la «máxima presión» ejercida por Washington tras la última subida de aranceles ordenada por Trump el último viernes y que afecta a bienes chinos por valor de 200.000 millones de dólares.

«Aconsejamos a Estados Unidos que escuche la reacción de la comunidad internacional, que escuche las voces de los diferentes sectores y que calcule las pérdidas y las ganancias» que suponen sus «acciones unilaterales» para así «volver al camino correcto», que es «trabajar con China y encontrarse en un punto intermedio» que facilite un acuerdo.

Tras varios días de silencio, el vocero oficial chino refutó también las acusaciones de que Beijíng había roto compromisos ya alcanzados cuando el pacto comercial estaba casi cerrado.

«Es normal tener diferencias y esa es la razón por la que debemos seguir hablando. Las conversaciones continúan. ¿Cómo se puede acusar a alguien de haber roto una promesa si todavía no había un acuerdo firmado?», se preguntó Geng citado por la agencia de noticias EFE.

Y añadió: «si alguien ha hecho eso, es Estados Unidos. Después de alcanzar varios consensos, es la parte estadounidense la que ha aumentado sus demandas en las consultas».

De acuerdo con la narrativa del portavoz, China «siempre honra a su palabra y ha mostrado su mejor voluntad y buena fe».

«China no quiere de ningún modo una guerra comercial pero no tiene miedo y si alguien nos trae una guerra lucharemos hasta el final» alertó.

Según anunció este lunes el Ministerio de Finanzas de China en un comunicado en su página web, el país aumentará desde junio diversos aranceles de hasta el 25% sobre un total de 5.140 productos estadounidenses, en gran medida los mismos a los que ya impuso aranceles menores el pasado otoño, y que incluyen gas natural, textiles, petroquímicos, carnes y frutas, entre otros.

Las negociaciones entre China y Estados Unidos para llegar a un acuerdo se enfriaron el viernes después de que Washington comenzara a aplicar el aumento del 10 al 25% los aranceles a bienes importados del gigante asiático, rompiendo una tregua de más de seis meses en la disputa comercial.

Lee también

Estados Unidos posterga para agosto restricciones a Huawei

El Departamento de Comercio de Estados Unidos estableció el lunes una licencia temporal que restaura …

Watch Dragon ball super