En Tucumán, los puentes que se rompen y se caen ya son una costumbre: fueron 16 en los últimos años

Aunque la caída de un puente en Tucumán provocó indignación, no asombró. Según un conteo del diario La Gaceta, son 16 los que en los últimos años sufrieron derrumbes y roturas.

 

El verano de 2015 fue paradigmático. Entre los últimos días de febrero y los primeros de marzo, al menos 13 puentes cedieron por la presión del agua, en medio de un feroz temporal que incluyó la crecida de decenas de ríos e inundaciones en más de la mitad de los departamentos de la provincia. Cuatro de esas estructuras tuvieron que ser reconstruidas por completo.

(@dpvtucuman)

 

La crítica en en ese momento era clara. Aunque en algunos casos los puentes eran antiguos, buena parte de ellos habían sido hechos por Vialidad Nacional e inaugurados por el entonces gobernador José Alperovich y otro tucumano no tan conocido en aquellos tiempos, pero tristemente célebre años después por arrojar bolsos a un convento bonaerense: el ex secretario de Obras Públicas José López.

(@MichelinAndujar)

 

Hasta hoy, el último caso había sido a principio de año, cuando se partió un puente sobre la avenida Constitución, en el ingreso a Tafí Viejo. La Intendencia culpó a “la demora por parte de la Nación del financiamiento para sistematizar el arroyo y realizar un paso vehicular nuevo”.

(@IsaiasCisnero)

 

Esta vez, se desmoronó uno de los dos puentes de acceso al barrio Manantial Sur de San Miguel de Tucumán. El chofer de un camión que circulaba por ahí resultó herido.

 

El puente había sido ejecutado por Falivene Constructora con dinero del Fondo Fiduciario Federal, que manejaba el Ministerio de Planificación de Julio De Vido. Se había inaugurado en agosto de 2015.

(@JuanManzurOK)

 

No obstante, aún no están claras las causas del accidente. Las hipótesis son tres: sobrecarga, error en la construcción o vandalización. Esta última teoría fue instalada por la propia empresa.

 

Por lo pronto, los medios locales adelantaron algunas conclusiones de las pericias que están realizando los técnicos de la Secretaría de Obras Públicas tucumana y de la Dirección Provincial de Vialidad (DPV). Hasta ahora detectaron que la loza y las vigas no sufrieron alteraciones, por lo que sospechan que cedieron los tensores de la estructura.

Infobae

Comenta esta noticia!