Tailandia celebra rescate de 12 niños y entrenador de la cueva

Se trata de un final exitoso para un intrincado operativo seguido con atención alrededor del mundo. Todos los rescatados están todavía en cuarentena por el riesgo de infecciones y probablemente permanecerán en el hospital durante una semana
El rescate de los 12 niños y tutor atrapados en cueva de Tailandia en fotos. (Captura: Facebook/Ekkapol

Una súbita tormenta provocó la crecida de las aguas e inundó parte de los túneles en el camino de salida, aislando al grupo en una cavidad. (Captura: Facebook/Thai NavySEAL)
Los guardabosques del parque nacional donde se encuentra la gruta hallaron las bicicletas de los niños, pero el primer intento de búsqueda quedó abortado por la crecida de las aguas estancadas en el complejo subterráneo.

Las autoridades de Tailandia desplegaron un millar de militares para las tareas de rastreo de los desaparecidos, a los que se sumaron centenares de voluntarios internacionales. (Captura: Facebook/Thai NavySEAL)
Las autoridades barajaron desde el principio dos opciones: sacar al grupo buceando por parte de los túneles subterráneos o encontrar un hueco en la montaña que sirviera de ruta de salida alternativa. (Foto: AFP)

Tailandia celebra este martes el rescate de los 12 niños y su entrenador que se encontraban atrapados por más de dos semanas en una cueva de la provincia de Chiang Rai. (Foto: AFP/Tang Chhin Sothy)

Los 12 niños y su joven entrenador de fútbol atrapados por más de dos semanas en lo profundo de un complejo de cuevas inundado en Tailandia fueron rescatados, dijo el martes una unidad de élite de la Armada del país, en un final exitoso para un intrincado operativo seguido con atención alrededor del mundo.

Los miembros del equipo de fútbol “Jabalíes Salvajes” quedaron atrapados el 23 de junio, cuando exploraban el vasto complejo de cuevas Tham Luang en la provincia de Chiang Rai, al norte de Tailandia, tras un entrenamiento. Una tormenta en medio de la temporada de monzones inundó repentinamente sus túneles.

Buzos británicos hallaron el lunes de la semana pasada a las 13 personas hambrientas y acurrucadas en la oscuridad, en una cámara parcialmente inundada y llena de barro varios kilómetros al interior del complejo.

Después de reflexionar durante días sobre cómo salvarlos, se inició un operativo de rescate el domingo, cuando cuatro de los niños fueron sacados de las cuevas atados a buzos que los guiaron a través de casi 4 kilómetros de oscuros canales.

Otros cuatro chicos fueron rescatados el lunes y los últimos cuatro que quedaban en el complejo junto a su entrenador salieron el martes a la superficie con ayuda de los rescatistas. Fueron sacados del complejo en camillas, uno a uno, y llevados en helicóptero al hospital en que todos permanecían internados.

Los últimos en salir de las cuevas fueron tres SEAL y un médico de la Marina que se había quedado con los chicos desde que fueron encontrados, agregó la unidad de élite.

Las celebraciones por el éxito del rescate estarán teñidas de tristeza por la pérdida de un ex buzo de la Armada tailandesa que murió el viernes durante una misión de reabastecimiento dentro de la cueva.

Las autoridades no hicieron comentarios sobre el operativo de rescate mientras estuvo en marcha, por lo que no estaba claro en qué condición de salud estaban las personas rescatadas el martes.

Los ocho niños rescatados el domingo y el lunes gozaban de buena salud en general y algunos pidieron pan con chocolate para desayunar, dijeron funcionarios previamente el martes. Dos tendrían infecciones pulmonares, pero los cuatro menores del primer grupo rescatado ya deambulaban por el hospital.

Las autoridades no han confirmado la identidad de los niños y algunos de sus padres dijeron que no les habían informado sobre sus traslados al hospital ni se les permitía visitarlos en el centro médico.

Los funcionarios dijeron que no se había identificado a los niños a medida que se los rescataba por respeto a las familias cuyos hijos aún estaban atrapados.

Todos los rescatados están todavía en cuarentena por el riesgo de infecciones y probablemente permanecerán en el hospital durante una semana para someterse a más pruebas, agregaron las autoridades.

Comenta esta noticia!