Rozas optimista: La economía empezó a crecer y la situación va a mejorar para todos

Con marcado optimismo, el jefe del bloque de senadores nacionales de la Unión Cívica Radical, Ángel Rozas afirmó que “la economía ha retomado la curva del crecimiento en los últimos 13 a 14 meses” y que “esto hace suponer que paso a paso, despacio, no de manera mágica, la situación nacional va ir mejorando para todos”.

En la evaluación del rumbo del gobierno del presidente Mauricio Macri sostuvo que “es un crecimiento muy leve” y que “eso no quiere que a todos le ha llegado una respuesta positiva desde el punto de vista económico; lo interesante es que ya da la impresión que esto continuará por ese rumbo”. El legislador oficialista tomó como señales positivas que “en 2017 la economía estuvo relativamente mejor que en el año anterior, cuando el Producto Bruto Interno retrocedió 2,2 por ciento y en el año pasado creció entre 2,8 y 2,9 por ciento”.

El rumbo

Rozas dice convencido que “lo más importante fue lo que se evitó – algo que es una cuestión contra fáctica porque no se puede demostrar adónde iba a terminar la Argentina – que era un abismo por un país con alto déficit, mucha inflación y un tercio de la población en la pobreza” pero que “no se percibía claramente que la estructura económica general del país estaba destruida”.

“La gente todavía no había tocado fondo y no percibía hacia una situación tipo Venezuela, no sé si con las características o parecido pero lo cierto que ese era el destino que tenía el país mientras se padecía un gravísimo problema por falta de crecimiento de la economía”, añadió.

Recordó que “desde 2011 y hasta 2015 tampoco no se generaron puestos formales de trabajo, no había inversiones directas y nos estaba ahogando el default externo”. “Salir de todo ese atolladero fue una batalla titánica que creo que hasta altura está medianamente superada” pero dijo que “nadie tiene que imaginarse que después de una crisis tan profunda la solución va aparecer rápidamente, mágicamente. Las cosas van a ir acomodándose de manera paulatina”.

Los problemas

El senador radical también cree que “la economía va a mejorar paulatinamente, no de una manera como uno quiere, pretende o espera, porque siempre queremos soluciones rápidas. Y yo entiendo que a veces no es una cuestión de querer si no que la gente tiene necesidad que las soluciones sean rápidas”.

“El tema del desempleo es un tema bravísimo pero este año se crearon cerca de 88.000 puestos de trabajo genuinos. No es lo suficiente. El piso deseable para que la Argentina ande muy bien es de alrededor de 250.000 puestos de trabajo por año”, apuntó.

Luego señaló que “si bien el déficit fiscal es muy alto digamos que es una clara evidencia de la herencia que recibimos, no es que fue generado después de la llegada de Mauricio Macri al gobierno. Veníamos con déficit, con un gasto público muy alto”.

“Lo reconoció el senador Miguel Pichetto delante de la senadora Cristina Kirchner en el Senado cuando dijo que los peronistas debían reconocer esa situación que, lógicamente, habrá sido para impulsar el consumo pero en algún momento la economía se reciente”, apuntó.

Al respecto dijo que bajar el déficit “es el gran objetivo de Cambiemos y de la economía. No hay otra salida. Si no encontramos un equilibrio entre la entre los ingresos y los egresos vamos a continuar con problemas”.

Sobre el nivel de endeudamiento público, interno o externo, pero economía no hay muchas alternativas”.

El senador admite que es “una dificultad” a superar el crecimiento de la deuda pública “pero Macri decidió, acertadamente, hacer un ajuste gradual. Si hubieran elegido políticas liberales ortodoxas como en los ’90 con un shock de ajuste muy fuerte la Argentina no hubiera soportando con un nivel del 32 por ciento de pobres”.

“Creo que tienen previsto ir bajando paulatinamente el déficit hasta llegar al equilibrio. El año pasado se bajó un punto. Estaba previsto llegar al 3,2 del déficit primario. Este año está previsto bajar un punto y así sucesivamente hacia 2020 o 2021 alcanzar el equilibrio fiscal que sería tocar el cielo con las manos”, remarcó.

“Los problemas no se van a solucionar de la noche a la mañana”
El senador Rozas asegura que entiende a sectores de la sociedad que “necesitan y requieren soluciones más rápidas, más urgentes, pero tenemos esos graves problemas, el déficit y el desempleo, que no se van a solucionar – lamentablemente – de la noche a la mañana. Creo que no hay otro rumbo que el están haciendo Mauricio Macri y Cambiemos”. “No tengo vendado los ojos. Soy un hombre que miro la política más allá de lo partidario, de lo ideológico. Escucho todas las críticas, incluida a los sectores de la izquierda y no hay otras propuestas o alternativas diferentes a la del gobierno”, acotó.

También sostuvo que “todo lo que hay son críticas porque el empleo no crece más rápido, porque el déficit no baja con más velocidad, pero todos son diagnósticos de la realidad y nadie dice cuál sería el camino alternativo”.

“He escuchado decir que el gobierno no debe tomar deuda externa. Sería bueno que fuera lo menor posible pero no nos engañemos porque al déficit debe ser cubierto con recursos”, sostuvo.

Al respecto dijo “el déficit podría ser sostenido con el hambre de la gente y Cambiemos eligió no tomar ese camino, o con una emisión monetaria irresponsable que sería peligrosa para el recrudecimiento de la inflación, y el único camino que quedó es hacer ajustes graduales para que la inflación y el déficit bajen”.

“Cuando en el Congreso decían que el presupuesto 2018 de Macri estaba dibujado explique que en 2016 hubo una reasignación de partidas del 3 por ciento del presupuesto y en 2014 Cristina Kirchner se excedió en el 38 por ciento del presupuesto que tenía”, planteó.

Por ello consideró que “un país que tiene esas reglas de juego – el de la época de Cristina – te puede dar satisfacciones a corto plazo pero a largo plazo terminas como está la Argentina hoy, destruida, y entiendo que hay que hacer más inversiones en obra pública y en 2017 se hicieron inversiones muy importantes”.

El mediano y largo plazo
“La única alternativa que tiene Argentina es trabajar en políticas de mediano y largo plazo, que es un cambio cultural que necesita desde hace 50 o 100 años porque la enfermedades que tenemos es creer en las soluciones mágicas y el cortoplacismo, o que venga el Mesías”, dijo el senador Rozas sobre las expectativas políticas que a veces expresan los ciudadanos. Cree que “lo que no tenemos hoy lo vamos a tener mañana, pero debemos tener los pies sobre la tierra y se necesitan soluciones sustentables. Y la verdad es que no escucho que haya otras alternativas porque si las hubiera las estaríamos analizando”.

Sí reconoció que “hay diagnósticos pero no propuestas superadoras. Estoy convencido que Cambiemos va por buen camino pero no con la prontitud que algunos sectores necesitarían que avance y no es por falta de buena voluntad del gobierno sino porque la situación está difícil y se van superando etapas por el camino correcto”.

Comenta esta noticia!