Hallaron en México cinco cuerpos desmembrados y calcinados

Fue en el municipio de Chilapa, una zona en disputa por dos bandas criminales que se dedican al tráfico de opio

En el municipio de Chilapa, en la región centro del estado de Guerrero, hallaron cinco cuerpos desmembrados en bolsas negras de plástico, abandonadas en un camino rural de la colonia Las Margaritas.

El hallazgo ocurrió por la mañana del domingo, cuando la gente transitaba con rumbo al día de mercado y encontraron las bolsas consumiéndose y adentro las partes de los cuerpos.

Al lugar llegaron los peritos forenses de la fiscalía del estado, el ministerio público y la policía para levantar los cuerpos y trasladarlos a Chilpancingo para su identificación. No obstante, las autoridades advirtieron sobre el mal estado de los cadáveres, pues algunos habían sido calcinados, lo que dificultada incluso reconocer el si las víctimas eran hombres o mujeres.

De acuerdo con reportes oficiales, en lo que va del año han sido asesinadas 205 personas, lo que coloca a ese municipio en el segundo lugar del estado por el número de homicidios dolosos, sólo detrás de Acapulco, dijo el vocero del Grupo de Coordinación Guerrero, Roberto Álvarez.

 

Autoridades locales atribuyen la violencia de los últimos meses en Chilapa a la disputa por el territorio entre dos grupos criminales: Las Ardillas y Los Rojos, que desde hace cuatro años se enfrentan por el control del tráfico de goma de opio.

“Existe una pugna entre dos grupos delictivos que están enfrentándose entre sí por el dominio de las rutas para el trasiego de la goma de opio, que sirve de base para la elaboración de la heroína”, comentó Álvarez.

Como consecuencia, en la zona de Chilapa y los municipios vecinos de de Zitlala y Ahuacuotzingo desde hace un mes más de 600 escuelas suspendieron clases, lo que afecta a más de 40.000 estudiantes.

También el transporte público ha suspendido recurrentemente el servicio por las amenazas del crimen organizado. Sólo en septiembre, diez choferes de estas unidades fueron asesinados a balazos por las bandas.

El gobierno federal ha ordenado la construcción de un cuartel militar en la zona y hay presencia permanente de militares. Sin embargo, los asesinatos siguen. En marzo de este año fueron encontrados en esa área otros seis cuerpos despedazados y al menos tres personas más han sido calcinadas en las últimas semanas.

Chilapa es una comunidad de aproximadamente 120.000 habitantes, que se ubica en la zona de paso del trasiego de opio.

La violencia estalló allí a partir de la desaparición en septiembre de 2014 de 43 estudiantes de Ayotzinapa, comunidad ubicada a 38 kilómetros.
En mayo de 2015, al menos 16 personas desaparecieron en Chilapa cuando unos 300 hombres armados irrumpieron para tomar el pueblo y mantuvieron aterrorizada a la población durante días.

Comenta esta noticia!

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.